Oferta y demanda de empleo de Soldadores

Los soldadores son uno de los oficios industriales con más tradición y más empleados en las fábricas del mundo, un trabajo manual muy cotizado y que está en auge cada vez más en España.

Motivos por los que no se encuentran soldadores

Los motivos por lo que no en la actualidad no se encuentran soldadores ( pese al % tan alto de desempleo que tenemos en España ), son los siguientes:

  • El envejecimiento de la población activa que comienza a jubilarse y deja libre sus puestos, que han sido ocupados habitualmente por generaciones anteriores y muy poco por jóvenes.
  • La falta de cualificación en oficios de los nuevos trabajadores.

El exceso de jóvenes que se deciden por estudiar carreras universitarios y similares, dejando de lado los oficios industriales, pero esto viene impulsado muchas veces por el enorme desconocimiento que se tiene de los procesos y puestos industriales en esas edades.

Ya empiezan a ser numerosas empresas e instituciones públicas las que vienen demandando la necesidad de cubrir puestos de SOLDADOR en los últimos tiempos, ya que fracasan en torno al 50% de los procesos de selección por no encontrar profesionales con el perfil adecuado:

  • Indemesa en Asturias, ya tenía problemas en Octubre de 2015 para encontrar soldadores y caldereros.
  • En el País Vasco por Julio de 2015 se quejaban de la falta de adecuación entre especialistas que necesitan y los estudios de los jóvenes.
  • Inaem en Aragón no llega a dar respuesta a procesos de selección de soldadores en procesos específicos.

Requisitos para ser soldador

También influye en estas selecciones de personal, que las empresas tienen cada vez más requisitos para ocupar un puesto de trabajo de soldador, ya que los trabajadores deben ser más flexibles que antes, teniendo que poseer conocimientos de todo tipo de soldadura: mig/mag, electrodo, tig, oxicorte…; de varios materiales: acero al carbono, inoxidable, aluminio…; y por supuesto, dominando todas las posiciones posibles de soldeo: plano, ascendente, vertical descendente, cornisa, bajo techo…

Además, deben conocer las operaciones auxiliares mínimas relativas a la fabricación: como el corte con soplete, preparación de piezas, interpretación de planos, manejo de puentes grúa…

Es decir, el soldador debe completar su experiencia y ocupación anterior, con formación relativa a su puesto de trabajo, para dar al empresario la flexibilidad que necesita a la hora de adaptar la producción a cualquier tipo de pedido.

Si buscar una formación adecuada y especializada, te recomendamos nuestros Cursos de Soldadura en Zaragoza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies